Viñetas de Europa.


Queremos creer que la historia de la vieja Europa es como una novela de Marcel Proust o como las   operetas de la Mitteleuropa. Queremos sentir que hubo una Europa que viajaba  de París a Estambul en elegantes Wagon Lits, degustando caviar rumano y alta cocina francesa en los vagones restaurantes forrados de  maderas nobles. Una Europa que filosofaba en los balnearios ante la mirada tuberculosa y enamorada de jovencitas cloróticas. Una Europa con banda sonora de Mahler, Stravinsky  o Debussy y coreografía automática de los Ballets rusos. Una Europa de jóvenes rubias contoneando sus sonrisas al compás de los Strauss. La Europa de la razón y el psicoanálisis, de los cabarets y el surrealismo. La Europa de César Ritz y los grandes hoteles de lujo, de Chanel y el descubrimiento de las curvas femeninas. Una Europa que transitaba por el Danubio , calle Mayor de Europa

GHB_9907 20130130.CR2

Pero Europa también es la historia de sus bigotes, de Hitler a Stalin. La Europa de los totalitarismos . La Sucursal del infierno en la tierra, de Auschwitz, de los trenes camino al matadero. Europa infame y genial, donde las rubias vienesas sonríen mientras obligan a los profesionales judíos a limpiar la aceras con sus cepillos de dientes. Europa de los exiliados liberales y de las masas hambrientas. La Europa de la miseria, de la especulación. Europa, la vieja Europa tan grande y tan miserable. La Europa de Joseph Roth , de Thomas Mann o de Mihail Sebastian, del Friso de Bethoveen y del triunfo  de las vanguardias, pero también del nazismo y del comunismo, de los muertos, de los desterrados  y de los suicidas. Europa la vieja y aterradora Europa.

 

hotel budapest 4No sé si de verdad Wes Anderson se inspiró en Stephan Zweig, pero a mí me recuerda más a la Sildavya del Cetro de Otokar, a  la Sopa de Ganso de los hermanos Marx, al Prisionero de Zenda o a las operetas de príncipe en París y Marilyn Monroe de corista. Stephen, Zweig murió solitario, triste y suicida alejado de la Viena de su juventud, de esa Viena, que era casi la Florencia del siglo XX, donde la ópera, la música sinfónica,  la literatura, y la arquitectura moderna quedaban constituidas como señas de identidad de una Europa que pronto sería aplastada por la guerra.

hotel budapest 2 grandeEl hotel Budapest es esa Europa que camina hacia la propia destrucción, envuelta en el galanteo interesado de un director de hotel, y con la atenta mirada de un botones que se mueve bajo sus directrices.  Wes Anderson otra vez nos sorprende con una nueva película, una película que  retrata ese imaginario mundo que tal vez existió alguna vez en forma de Dama del perrito o Montaña Mágica, la Europa de los grandes hoteles con su aristocracia pero también la de los picaros, de los buscas vidas que se dan en toda sociedad. Anderson nos  muestra una vieja y colorida viñeta de un espacio que murió en manos de los mismos bárbaros que gustan de fusilar al amanecer e imponer sus leyes.

Como ese Gran Hotel Budapest, hoy Europa se yergue ruinosa y miserable en medio  de un mundo que cambia en sus formas pero no en sus contenidos. Seguimos ahí, en medio de la nada, una Europa que hace tiempo perdió toda su grandeza, hoy solo queda Merckell y sus secuaces del Banco Europeo, de los millonarios especulando, el gen nazi de los alemanes soñando con volver a esclavizar a media Europa y unos ciudadanos incapaces de reaccionar. Y todo ello en medio de la vulgaridad de un paisaje, donde ni el arte ni la belleza tienen ya cabida.

The Grand Budapest Hotel - 64th Berlin Film Festival

Wes Anderson vuelve a ofrecernos una propuesta más que interesante a través de este hotel, de sus personajes, y de un mundo con el colorido de una viñeta de la línea clara. Una excelente película, como ya viene siendo habitual  en este director. Una historia de pícaros en medio de la lujosa Europa de la Belle Epoque que camina hacia su destrucción . Ya hace cien años de aquella Gran Guerra que abrió el camino a la destrucción del viejo mundo.

El gran hotel Budapest ( 2014)

dirigida por Wes Anderson.

Con Ralph Fiennes, Tony Revolori, Saoirse Ronan, Edward Norton, Jeff Goldblum, Willem Dafoe, Jude Law

hotel budapest 4 grande

Anuncios

3 Comments

  1. Mira que se ha hablado de esta película. Pero realmente todavía no la he visto. En fin, a ver si me animo que creo que merece mucho la pena. Tu critica estupenda como siempre. No suelo decirlo, pero de vez en cuando es bueno que sepas, que lo que haces esta realmente bien. Cuidate

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s